Haz el Bien y Siéntete Bien: Adopta Nuevos Hábitos y Sé más Feliz

¿Estás buscando la forma de cambiar tus hábitos e impactar la vida de otras personas? En varias ocasiones hemos hablado de cómo los cambios son buenos. ¡Ahora te contaremos cómo puedes comenzar a cambiar algunos hábitos y divertirte al mismo tiempo! Lo llamamos: ¨Haz el bien y siéntete bien¨.

Hace unos días, nuestro equipo de Beauty Edit y trabajadores de las oficinas en Estocolmo, Suecia, hicimos un Reto de 21 días que nos ayudó a movernos más mientras recaudábamos fondos que fueron destinados a apoyar a Aldeas Infantiles SOS. ¿Quizá te preguntes por qué duró 21 días? Varios estudios demuestran que adoptar un nuevo hábito e integrarlo a tu vida diaria toma al menos 21 días. También demuestran que hacer ejercicio y formar parte de actividades de voluntariado ayudan a sentirte más satisfecho ¡es un ganar-ganar!

¿Quieres ser parte de este movimiento? Sigue estas sugerencias que te ayudarán a comenzar.

1. INSCRÍBETE A UNA CARRERA DE 5 KILÓMETROS Y ENTRENA CON TUS AMIGOS
En vez de enfocar tus esfuerzos en estar lista para la temporada de bikinis, concéntrate en una meta más concreta que te ayude a ponerte en forma para una carrera, ¿quieres hacer esta experiencia más interesante? Organiza un equipo con algunos amigos o colegas y entrenen juntos. Esto hará el entrenamiento más fácil para todos y pronto se convertirá en un hábito. Tus amigos pueden mantenerte motivado para entrenar, lo único que tienes que pensar es en lo bien que se sentirán cuando todos juntos lleguen a la meta.

2. OLVÍDATE DE TU CAFÉ EN LAS MAÑANAS Y DONA ESE DINERO A LA CARIDAD
Solemos tener el hábito de comprar bebidas todos los días en vez de prepararlas en casa o en la oficina, en promedio, las personas visitan una cafetería tres veces a la semana, y gastan al menos, 3 dólares por visita. Lo que anualmente serían 432 dólares. En lugar de gastar este dinero comprando un capuchino y un muffin en las mañanas, puedes hacer el intento de preparar un café en casa y durante un mes juntar en una alcancía el dinero que gastarías. Al final del reto, puedes donar el dinero que has ahorrado a tu causa favorita y sentirte orgulloso por ayudar a los demás.

3. ALIENTA A TUS EMPLEADOS A AYUDAR 
Como mencionamos antes, estudios demuestran que el voluntariado y apoyar a la caridad hacen sentir más felices a las personas. Esto también ayuda a incrementar la satisfacción y los lazos entre los empleados. Estas son algunas de las buenas razones que puedes compartir cuando los invites a unirse a una causa. Haz una lista con las organizaciones de tu comunidad que contribuyen a una causa y que se alinean a los valores de tu empresa. Sugiere a tus empleados que el voluntariado o recaudar dinero para la caridad puede ser una gran forma de sentirse bien. Si la compañía en la que trabajas no está en posibilidades de donar dinero, una buena opción es contribuir con tu tiempo y alentar a que tus empleados también lo hagan. ¡Toda ayuda cuenta!

4. OLVÍDATE DE LAS BOLSAS DE PLÁSTICO, INVIERTE EN UNA BOLSA REUSABLE
Ahora más que nunca vemos el efecto negativo del plástico contaminando nuestros mares y afectando nuestro ecosistema. Una forma fácil para ayudar a reducir la cantidad de plástico es olvidarnos de las bolsas y optar por una reusable de tela que puedas llevar cuando vayas de compras. Este es un pequeño paso que nos puede ayudar a hacer mucho por el medio ambiente.

5. MUÉVETE MÁS, TOMA LAS ESCALERAS
Seamos sinceros, hay ocasiones en las que no es necesario tomar un elevador, y aun así lo hacemos. Idealmente, deberíamos dar 10,000 pasos al día para quemar 500 calorías extra, esto nos ayudaría a mantenernos en forma. Tomar las escaleras es una forma fácil para alcanzar estos pasos al día. Además, es un buen ejercicio cardiovascular que ayuda a incrementar la fuerza de tus músculos centrales. ¡Toma las escaleras la próxima vez y diviértete! Reta a tus colegas a hacerlo contigo.

Nuestro Reto de 21 días pudo haber acabado, pero eso no quiere decir que todo terminó. Todos tenemos el compromiso de continuar con nuestros nuevos hábitos para ejercitarnos y ayudar a los que más lo necesitan. Inténtalo y ve cómo pequeños cambios pueden tener un gran impacto positivo.

Recomendamos

Artículos relacionados